Opinión

El semanario satírico francés Le Canard Enchainé, publicación de papel que apenas vuelca contenidos en su web, dentro de su sección ‘Prises de Bec’ hace un perfil de Carles Puigdemont. El artículo acaba así: “En Catalogne, Puigdemont et ses soutiens sont surnommés ‘les Catalibans’. C’est vrai qu’ils sont rigolos” [En Cataluña, Puigdemont y sus partidarios son denominados ‘los Catalibanes’. Es cierto que son graciosos / payasos].

Redacción

El president Puigdemont se ha empeñado en convertir la gestión de gobierno en una especie de peligroso duelo estilo O.K.Corral en versión cámara lenta y menos entretenida, colocando el futuro de Cataluña y España en el alambre de dos amenazas cruzadas y aparentemente equivalentes: Si tú has declarado la independencia, te aplico el 155, dice Moncloa. Si tú me aplicas el 155, declaro la independencia, dice el líder catalán. Espejo inverso y daños asegurados.

Berna González Harbour

En nuestro país las desgracias no suelen venir solas. El devenir de nuestra historia nos muestra cómo los períodos de libertad, prosperidad y convivencia pacífica son la excepción. La incultura, la barbarie, la superstición, la mentira, la indecencia son las monedas de cambio de aquellos que pretenden medrar en períodos difusos, confusos.

Juan Laborda

Los independentistas creían tener patente de corso para hacer y deshacer a su antojo. Por esa razón se han quedado helados al comprobar que sus chicos también son mortales y pueden ir a dar con sus huesos en la cárcel. Hay cosas como leyes, jueces y policía, es decir, estado. Con eso no contaban.

Miquel Giménez

 

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente
galeria de videos