Portada - Últimas noticias

alt

Estados Unidos está pidiendo a los países presionar a Irán para frustrar su industria petrolera. Tales tácticas pueden ser contraproducentes ya que los principales productores como Rusia podrían formar un grupo para controlar el mercado del petróleo sin Washington, dicen los analistas

«Rusia y Arabia Saudita quieren invitar a todos los miembros de la OPEP a crear una alianza permanente: la» super OPEP «, en la cual, por supuesto, estos países tomarán la iniciativa. Para Rusia, esta es una ventaja indudable, y Arabia Saudita puede desempeñar el papel de socio y aliado a largo plazo «, dijo a RT la analista líder de TeleTrade, Anastasia Ignatenko.

En esa alianza, los países pueden prestar menos atención a la presión de los Estados Unidos, porque estos países representan una quinta parte de todo el petróleo producido en el mundo, señala. «Esto asegurará automáticamente el control del mercado petrolero y la seguridad de sus intereses».

Es por eso que Rusia no debe hacer concesiones a Estados Unidos para aislar al sector petrolero iraní debido a la hostilidad de Washington hacia Rusia y otros países como China, Irán, Venezuela o Turquía, dice Ignatenko. «No me sorprendería que los países de la lista negra de Estados Unidos comiencen a hacer amigos contra Washington».

Otros analistas, entrevistados por nosotros, coinciden en que los países no van a dejar de comprar petróleo de Irán como lo exige EE. UU.

«Estados Unidos ya intentó hacerlo en 2013, desalentando a la UE, China e India de comprar petróleo iraní, pero luego las condiciones eran diferentes y estaban relacionadas con el programa nuclear iraní. Y ahora resulta que Estados Unidos quiere jugar un juego unilateral, mientras crea mayores riesgos para el negocio petrolero. No obtendrán lo que quieren esta vez «, dijo GaidarGasanov, experto del Centro Financiero Internacional.

MaximEfremov, director ejecutivo del ICBF, señala que las cosas están cambiando y que los países están creando alianzas para minimizar la dependencia de los EE. UU. Y también están abandonando el dólar en el comercio del petróleo. «Es posible que la producción de petróleo de Moscú aumente, pero será por razones puramente económicas, no porque Estados Unidos lo haya pedido», dijo a RT.

Rusia y Arabia Saudita tendrán la oportunidad de aumentar la producción de petróleo por su cuenta, ya que muchos países de la OPEP no pueden aumentar la producción a pesar del acuerdo de la semana pasada, dijo MikhailMashchenko, analista de eToro, una red social para inversores.

La cooperación entre los EE. UU. Y Rusia le parece inviable. «Es difícil imaginar para qué concesiones Washington está preparado, para hacer que Moscú contrarreste a Teherán, sin perder el rostro y sin comprometer sus intereses económicos», dijo.

China: una devaluación artificial del yuan como herramienta para sacar ventaja de las relaciones comerciales.

Donald Trump, ha acusado en múltiples ocasiones a China de estar manipulando su divisa para obtener ventajas comerciales. Se trata de una devaluación artificial del yuan como herramienta para sacar ventaja de las relaciones comerciales.

El mandatario de EEUU prometió castigar al ‘manipulador de divisas’, pero hasta el momento no hubo acusaciones oficiales y todo se quedó en palabras, afirma el columnista Serguéi Manúkov.

Según el columnista, es probable que después de que Estados Unidos se haya negado a presentar una acusación oficial tres veces, los mandatarios chinos hayan decidido que ya va siendo hora de usar esta arma secreta, aunque conocida por todos de la guerra comercial. Al fin y al cabo, las dos mayores economías mundiales en esencia manipulan sus divisas, explica el autor. Por ejemplo, después de la última amenaza de imponer aranceles a todos los productos chinos importados a EEUU el valor del yuan bajó. De hecho, la divisa china alcanzó su mínimo en relación al dólar en lo que va del año.

De acuerdo con Manúkov, hasta ahora el gigante asiático respondía de una manera equiparable a las acciones de EEUU. Pero Pekín no podrá contrarrestar la amenaza de Washington de imponer aranceles a todos los productos procedentes del país asiático, afirma.

Las caídas del yuan están poniendo en duda la habilidad de China de oponerse al país norteamericano, prosigue Manúkov. La devaluación del yuan coincidió con los anuncios de Donald Trump sobre sus planes de ‘castigar’ al país asiático por competencia desleal en el comercio.

Además, este año el Banco Popular de China redujo el límite de fondos de reserva para los bancos. Así, se prevé que la última bajada debería aumentar el nivel de liquidez en el sistema financiero chino por 108.000 millones de dólares. Es la tercera vez que ocurre en el 2018, por lo cual los especialistas pronostican que habrá más bajadas de yuan a medida que se complique más el comercio entre China y EEUU.

El experto destacó el informe emitido por el Departamento del Tesoro de EEUU sobre los socios comerciales del país. Aunque en él no figura una acusación directa de que China esté manipulando divisas, el país asiático sí entró en la «lista de monitorización».

De acuerdo con el columnista de Expert, los países que formen parte de esta ‘lista negra’ corren el riesgo de ser sujetos a sanciones en caso de cumplir con las siguientes condiciones:

  1. Tener un gran superávit en el comercio con EEUU
  2. Tener un superávit ‘material’ de la cuenta actual en el comercio con EEUU
  3. Entrometerse unilateralmente en repetidas ocasiones en la actividad de los mercados de divisas

Por ello, a pesar de ser una medida efectiva, la desvalorización de divisas es un arma de doble filo que puede dañar a ambas partes, subraya Manúkov. Existe el riesgo de que se repita la fuga de capitales que tuvo lugar en China en 2015. Asimismo, la desvalorización no contribuirá a mejorar las relaciones con Donald Trump. Así que Pekín debe ser extremadamente cauteloso al usar esta ‘arma’, concluyó el columnista ruso.

Rusia da más pasos en el camino de la desdolarización

Rusia ha dado otro paso importante contra la hegemonía del dólar.

El dólar estadounidense ha dejado de ser la moneda de cambio oficial en Rusia. Al igual que Pekín, Moscú ha decidido dar un paso más al anunciar el abandono del dólar como moneda de cambio.

Las autoridades rusas han decidido además incluir el yuan y el oro en las reservas oficiales rusas.

Muchos países buscan luchar contra la hegemonía del dólar en el mundo de las finanzas y en la economía global.

Por lo tanto, al salir del dólar, Rusia dio un paso importante y la decisión de incluir el yuan en las reservas oficiales rusas aumentará su uso a expensas del dólar en los mercados financieros rusos.

El 27 de noviembre de 2014, el Banco Central de Rusia anunció por primera vez la integración del yuan chino en sus reservas oficiales.

El Banco Central ruso comenzó a cotizar en yuanes. La participación del yuan en el comercio subió un 2,8% en el último trimestre de 2017, frente al 1% en el tercer trimestre del año pasado, según el informe del Banco de Rusia publicado por Russia Today. La moneda china ahora representa una quinta parte de las reservas rusas, frente al 17,2% del oro.

Rusia está decidida a enterrar el predominio de la moneda estadounidense y ha recurrido al yuan chino luego de las sanciones impuestas a Moscú por EEUU y sus aliados europeos.

China y Rusia están reduciendo activamente las transacciones en dólares en su comercio bilateral. En octubre de 2017, Pekín lanzó un sistema de pago para transacciones en yuanes y rublos. Esto significa que las entregas de petróleo ruso a China, que alcanzan los 60 millones de toneladas al año, ahora se pueden pagar sin utilizar el dólar.

De este modo, la superpotencia militar y económica de EEUU está seriamente amenazada por la colusión entre Moscú y Pekín, que han decidido pasar a una nueva etapa en su estrategia para contrarrestar el monopolio imperialista de EEUU. Lo que es aún más interesante es que después de las decisiones en el terreno comercial de Trump, el rublo y especialmente el yuan se están convirtiendo en monedas de reserva en Europa también.

El oro y los yuanes ya suponen el 20 % de las reservas internacionales de Rusia

El Banco Central de Rusia ha incrementado la proporción de yuanes y oro en barras de sus reservas internacionales para alejar sus activos aún más del dólar —que dominaba este apartado de manera tradicional— y ambos activos ya suman una quinta parte de esa partida, según informó este 2 de julio.

Así, esa entidad financiera aumentó la proporción de la divisa china al 2,8 % en el último trimestre de 2017 —frente al 1 % del trimestre anterior— y la aproximó a su 3,1 % de dólares canadienses. A esto se suma su 17,2 % que posee en oro.

De hecho, Rusia compra más activos en yuanes que cualquier otro banco central, ya que el promedio internacional es del 1,4 %.

Intentos de diversificación

Después de que en 2014 diversos países occidentales introdujeran sanciones en contra de Rusia, Moscú firmó acuerdos de permuta con Pekín para excluir al dólar de sus pagos bilaterales.

Aunque la moneda de Estados Unidos aún supone la mayor proporción de las reservas internacionales rusas, su papel está en descenso: en el último trimestre del año pasado, ese indicador cayó del 46,5 % al 45,8 %.

"El aumento de la proporción del yuan, que aún es relativamente pequeña, refleja los intentos de diversificación de Rusia", ha comentado a Bloomberg Piotr Matys, estratega del banco neerlandés Rabobank, pero también ha recordado que "no será fácil reducir la proporción del dólar de manera significativa" porque es "una de las monedas con mayor liquidez".

Rusia, abierta para el diálogo con la UE sobre Gran Cooperación Euroasiática

MOSCÚ (Sputnik) — El viceministro de Exteriores ruso AlexandrPankin confirmó al reunirse en Moscú con el representante especial de la Unión Europea (UE) para Asia Central, Peter Burian, que Rusia está dispuesta a dialogar con los Veintiocho para implementar la iniciativa de una Gran Cooperación Euroasiática.

"Rusia reafirmó su disposición a dialogar con la UE para poner en práctica la propuesta del presidente de la Federación Rusa, Vladímir Putin, de establecer una Gran Cooperación Euroasiática", informó la Cancillería rusa en un comunicado.

Según la nota, durante la reunión "tuvo lugar un intercambio de opiniones sobre los retos y los objetivos de los países de Asia Central en el contexto de su participación en los procesos integracionistas en el espacio euroasiático, las oportunidades de interacción entre Rusia y la UE para la cooperación con esos países, así como las perspectivas de fusión de proyectos e iniciativas económicas en el espacio euroasiático".

La idea de ampliar la cooperación que actualmente existe en el marco de la Unión Económica Euroasiática (UEE, integrada por Armenia, Bielorrusia, Kazajistán, Kirguistán, Rusia) con la participación de China, la India, Pakistán, Irán y otros países, entre ellos los de Europa, fue propuesta por Putin en junio de 2016.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS