Libros Recomendados

Irán ha conseguido avances considerables en la ciencia y la tecnología en las últimas cuatro décadas, tras la victoria de la Revolución Islámica en 1979.

Desarrollo científico

Gracias al aumento de la inversión en investigación y desarrollo (I+D) en las últimas décadas, la República Islámica se ha coronado como el país con el mayor crecimiento científico del mundo y todo ello, a pesar de las sanciones impuestas por Estados Unidos y otros países en su contra.

Industria espacial

En muchas tecnologías, como la ciencia espacial, Irán se ha colocado entre los 10 mejores países del mundo. En 2009, Irán puso en órbita su primer satélite, Omid, mediante un cohete de fabricación nacional. Luego en 2013, el país se convirtió en el sexto del mundo en enviar un animal al espacio y devolverlo con vida.

Nanotecnología

En ciencias con tecnología de punta, como la nanotecnología, Irán ocupa el cuarto puesto después de China, Estados Unidos, y La India, según responsables persas. El uso de dicha tecnología ha ayudado a la República Islámica a purificar el agua y el aire, producir diferentes medicamentos, diagnosticar enfermedades y mejorar la calidad e inocuidad de los insumos agrícolas, entre otros.

Programa nuclear

En el campo nuclear, Irán ha logrado desarrollar un programa nuclear pacífico con el propósito de producir combustible a base de uranio, generar electricidad y producir radiofármacos para tratar el cáncer y otras enfermedades que requieren de esta tecnología.

En 2012, Irán produjo y probó exitosamente varillas de combustible para ser utilizadas en sus plantas nucleares, incluido el reactor de investigación de Teherán, ubicada en la capital persa.

Industria de defensa

En la industria de defensa, la República Islámica ha desarrollado un programa de armas convencionales que ha provocado el temor de los enemigos, encabezados por Estados Unidos e Israel.

En concreto, en la fabricación de misiles y aviones no tripulados (drones), Irán se encuentra actualmente entre los cinco poderes del mundo, según anunció en septiembre el comandante de la División Aeroespacial del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Amir Ali Hayizade.

Ingeniería de células madre

En el campo de la biotecnología y la ingeniería de células madre, la República Islámica se coloca entre los 10 países mejores del mundo en emplear esta ciencia para tratar algunas enfermedades, además de otros usos.

Gestión de la pandemia de la COVID-19

Pese a estar bajo un régimen escrito de sanciones unilaterales impuestas por EE.UU., el país persa ha conseguido gestionar de manera eficaz la pandemia del nuevo coronavirus, causante de la COVID-19, que afecta al mundo entero desde hace un año.

Actualmente, desde kits de prueba, ventiladores, respiradores y mascarillas, hasta la vacuna contra COVID-19, llamada COVIRAN Barekat, se están produciendo dento del país persa.

Todos estos avances científicos convierten a la República Islámica en un ejemplo exitoso —tanto en la región de Asia Occidental, como en el mundo entero—, de un país que utiliza sus potenciales internos para el desarrollo.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDACIONES