alt

 

Se ha abierto una brecha para que Berlín pueda incluir a Huawei en la instalación de la red de 5G de Alemania, al contrario de lo que pretende la campaña masiva de Estados Unidos. El presidente de la Oficina Federal de Seguridad de la Información (BSI), Arne Schönbohm, declaró que "un tratado contra el espionaje" entre Alemania y China podría ayudar, abriendo la posibilidad de que Huawei participe en la configuración de la red. La canciller Angela Merkel está actualmente tratando de concluir tal acuerdo.

La industria está a favor de usar la tecnología Huawei, porque promete ser la construcción más rápida y rentable de la red de 5G de importancia estratégica. Los expertos advierten que sin Huawei, Alemania podría quedarse al menos dos años atrás en el desarrollo.

Mientras tanto, se ha sabido que durante años, la NSA ha estado espiando no solo al presidente de China, sino también a Huawei. Al parecer, los espías de EE . UU. no pueden mostrar ninguna evidencia de que Huawei esté involucrado en operaciones de espionaje, incluso después de haber leído los correos electrónicos de numerosos empleados y los del presidente de la junta de la empresa.

"No hay riesgo inaceptable"

Un punto de inflexión en la intensa disputa sobre la participación de la Corporación China Huawei en la creación de la red de 5G de Alemania y Europa, se hizo evidente hace unos días. A principios de la semana pasada, se dieron a conocer los resultados de una investigación oficial en Gran Bretaña, llevada a cabo por el Centro Nacional de Seguridad Cibernética (NCSC), un ala del servicio de inteligencia de Gran Bretaña Oficina Central de Comunicaciones del Gobierno Británico (GCHQ).

Contrariamente a las acusaciones de los servicios de inteligencia de EE. UU., la investigación británica concluyó que el uso de la tecnología Huawei 5G no presenta riesgos de seguridad inaceptables. Se afirmó en Londres que esta evaluación no es una decisión para involucrar a la compañía china en la construcción de la red de 5G de Gran Bretaña. El gobierno tomará esa decisión. Sin embargo, la evaluación del NCSC proporciona a Berlín un nuevo margen de maniobra.

El servicio de inteligencia británico lo sabría mejor que todos los demás, a través de su particularmente estrecha cooperación de la red de inteligencia "Five Eyes" con los servicios de los Estados Unidos, qué tan bien fundamentadas están las acusaciones de Washington contra Huawei. [1] Si dan un visto bueno, el gobierno alemán puede considerar esto confiable. A mediados de la semana pasada, Ciaran Martin, jefe de NCSC, confirmó la evaluación de que, en principio, no hay objeciones a Huawei. [2]

“Una decisión política”

Después de que Londres le ofreciera una oportunidad de oro, Berlín ahora también se está volviendo activa en este asunto. El miércoles se informó que la canciller Merkel busca alcanzar un "acuerdo contra el espionaje" con China. Su asesor económico, Lars-Hendrik Röller, visitó recientemente la República Popular China para las negociaciones sobre este asunto. Si Pekín acepta, el gobierno alemán no se opondrá a Huawei. [3]

El presidente de BSI, Arne Schönbohm, ha repetido, en el pasado, no haber encontrado evidencia de que Huawei estuviera involucrado en actividades de espionaje, la instalación de las llamadas puertas traseras en redes alemanas o manipulaciones similares. A mediados del mes pasado, el presidente de BSI había dicho que la decisión de excluir a la compañía china de la construcción de la red de 5G alemana sería una "decisión política". [4] Ayer, Schönbohm declaró que "no hay cláusulas de espionaje" definitivamente podría desempeñar un papel ", [5] sin embargo, enfatizó que tales cláusulas tendrían que ser parte de un acuerdo de gobierno a gobierno.

Los intereses economicos

Berlín intenta evitar el boicot a Huawei, insistido en gran medida por Washington, debido a la presión de la comunidad empresarial alemana. A fines de enero, se supo que, según un documento interno, la Deutsche Telekom calcula que la eliminación de Huawei de la lista de proveedores de redes de quinta generación retrasaría la operación de la tecnología al menos dos años. [6]

El hecho de que Huawei tenga la tecnología más avanzada disponible, que ofrezca el mejor servicio y tenga la mejor experiencia con 5G, porque es líder del mercado en su mercado local, China, explica por qué su exclusión causaría la demora.

Según una investigación realizada por la empresa consultora Deloitte, entre 2015 y agosto de 2018, la República Popular de China había instalado cerca de 350,000 relés de red de telefonía móvil, respaldando el nuevo estándar. Los países europeos han instalado mucho menos, y los EE. UU. Ni siquiera tienen 30,000. [7]

Las compañías alemanas también temen que si se excluye a Huawei, puede haber menos contratos chinos, lo cual es un argumento importante, debido a la gran importancia del acceso al mercado chino.

Las asociaciones alemanas, como la Federación de Industrias Alemanas (BDI), también rechazan estrictamente el desacoplamiento de la industria de telecomunicaciones china, como Washington pretende imponer. (german-foreign-policy.com reportó. [8]) Debido a la falta de sus propias capacidades, en campos como la conducción autónoma y la inteligencia artificial (AI), las compañías alemanas dependen actualmente de una cooperación intensiva con las compañías chinas.

Lucha por la autonomía

Por otro lado, Berlín se enfrenta a los esfuerzos de Washington por frustrar los intentos de Alemania de desarrollar una política global autónoma. Las iniciativas de los EE. UU. están motivadas por el hecho de que el gobierno alemán se esfuerza explícitamente por "lograr un par" con Washington. (german-foreign-policy.com reportó. [9]) Esto significaría una pérdida de la influencia de los Estados Unidos.

Mientras que la administración de Obama había tratado de mantener su control al integrar estrechamente a Alemania y la UE, la administración de Trump está optando por una confrontación abierta. [10] Actualmente está tratando de evitar que Berlín y Bruselas desarrollen con éxito sus propias iniciativas, en particular sus esfuerzos por rescatar el acuerdo nuclear con Irán, y hacer que el gasoducto Nord Stream 2 esté en funcionamiento.

Además, los aranceles punitivos de los EE. UU. Y su guerra comercial con China están causando pérdidas comerciales palpables en las empresas alemanas, y Berlín no está en posición de defenderse. Si el gobierno alemán debería ceder ante el conflicto por Huawei, ya no es perceptible, en qué debería consistir su autonomía deseada.

Leyendo sobre el hombro

A medida que se acerca el momento de la toma de decisiones, un informe ha confirmado sospechas de que, contrariamente a las alegaciones de los Estados Unidos, no hay evidencia pública ni secreta que respalde la reclamación. que Huawei está colaborando con instituciones oficiales chinas o incluso con servicios de inteligencia chinos.

Los documentos hechos públicos por Edward Snowden indican que el servicio de inteligencia de la NSA de EE. UU. comenzó a espiar a Huawei en 2006.Según este informe, los agentes de inteligencia de EE. UU. obtuvieron acceso a la red interna de la compañía a aprox. 100 puntos diferentes, robando una lista de más de 1,400 nombres de clientes, así como instrucciones de capacitación internas para ingenieros de Huawei y descifrando los códigos secretos de varios productos de Huawei. [11]

En 2009, esta operación de escucha no solo se amplió para incluir a otras empresas de telecomunicaciones y bancos chinos, sino también a los ministerios de comercio exterior y de Beijing y al presidente Hu Jintao. El espionaje también se intensificó en relación con Huawei.

Se ha informado de que la NSA había leído “una gran parte del tráfico de los correos electrónicosde los empleados -incluyendo el correo del Presidente de la Junta de la compañía, a la vez, Ren Zhengfei y el Presidente de la Junta de Supervisión, en el momento, Sun Yafang”.  A pesar de este ataque integral, se informa que no se ha descubierto ni un solo fragmento de evidencia, lo queindica la influencia de las autoridades estatales en Huawei, o la instalación de puertas traseras u otras manipulaciones.

"Todo lo que el gobierno de los Estados Unidos quiere"

Aparte del hecho de que el informe arroja una luz clara sobre las alegaciones constantes de una necesidad de defensa contra el espionaje de Internet chino y ruso, el autor apunta a otro aspecto esclarecedor: hasta la fecha no se conoce un solo caso, donde el estado chino o las compañías chinas hayan instalado subrepticiamente "interruptores de muerte notorios que pueden cerrar sectores completos de redes inalámbricas".

Sin embargo, los documentos de Snowden muestran "que la NSA ha infectado a decenas de miles de computadoras con un software para dormirlas, que puede activarse con solo presionar un botón y hacer que hagan lo que el gobierno de los EE. UU. quiera que hagan, si no está seguro la red de teléfonos celulares de cualquier país extranjero ”. [12]

Mientras tanto, el Instituto Alemán de Asuntos Internacionales y de Seguridad (SWP) ha señalado que "los productos de la empresa estadounidense Verizon ya no se utilizan en la red del gobierno y el parlamento alemanes", por una buena razón. [13]

Fuente: German-Foreign-Policy.com

Huawei prueba un 'smartphone' sin botones ni puertos

Huawei está trabajando en un 'smartphone' conceptual, cuya característica principal será la ausencia de puertos y de botones físicos, según un especialista de la India.

Se trata de un dispositivo 'unibody' que se parecerá al Meizu Zero o al Vivo Apex 2019, afirmó en su cuenta de Twitter Sudhanshu Ambhore.

​Debido a la ausencia de agujeros, el 'smartphone' debería ser resistente a la acción agresiva del ambiente.

Según Sudhanshu Ambhore, el fabricante chino ya tiene un prototipo operativo del dispositivo sin ningún botón ni puerto de conexión. Se supone que exista alguna alternativa a los botones físicos, por ejemplo paneles táctiles o algún mecanismo similar.

En el mercado todavía no existen tales teléfonos inteligentes. La campaña de micromecenazgo para el lanzamiento del Meizu Zero ha fallado completamente, y el dispositivo Vivo Apex 2019 debería aparecer en las tiendas durante el verano boreal.

NOTAS

[1] Ver también  Spionage bei 5G .

[2] Jack Stubbs, Foo Yun Chee: Gran Bretaña que maneja los riesgos de Huawei, no tiene evidencia de espionaje: oficial. reuters.com 20.02.2019.

[3] Silke Wettach, Julian Heißler, Jürgen Berke: Merkel será Anti-Spionageabkommen mit China. wiwo.de 27.02.2019.

[4] BSI-Chef hält sich aus Streit um Huawei und 5G heraus. handelsblatt.com 14.02.2019.

[5] Guy Chazan: el jefe de seguridad cibernética alemán respalda el acuerdo "no espía" 5G sobre Huawei. ft.com 28.02.2019.

[6] Patrick Donahue, Stefan Nicola, Brian Parkin: Deutsche Telekom advierte que la prohibición de Huawei dañaría a Europa 5G. bloomberg.com 28.01.2019.

[7] Deloitte: 5G: La oportunidad de liderar durante una década. OO 2018.

[8] Ver también  Der neue Systemkonflikt (II) .

[9] Ver también  Die Welt regieren y  Estado de la Unión .

[10] Véase también  Weltpolitik unter Druck y  la "Identidad geopolítica" de Europa .

[11], [12] Holger Stark: Konzern unter Verdacht. zeit.de 20.02.2019.

[13] S. dazu  Spionage bei 5G .

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS